Consorcio Arthritis Research UK ganó USD$3 millones para investigar el link entre el microbioma y la Artritis

El estudio de los billones de bacterias y otros microbios que comparten nuestro espacio corporal, podría conducir a un tratamiento preventivo para las enfermedades inmunes como la artritis reumatoide.

Durante mucho tiempo se ha sugerido que las bacterias que viven en nuestro intestino, la boca y en otras partes de nuestro cuerpo pueden afectar nuestro sistema inmunológico y conducir al desarrollo de ciertas enfermedades, como la artritis reumatoide. Pero aún no se conoce exactamente cómo los cambios en estas bacterias, colectivamente llamado el “microbioma”, causa la enfermedad.

Una investigación que hoy cuenta con US$3 millones, pretende desbloquear la relación entre las bacterias del intestino y el desarrollo de enfermedades inmunes. Este programa reúne a un equipo internacional de investigadores, liderado por la Universidad de Oxford, con socios de Birmingham y la Universidad College de Londres, así como colaboradores en los EE.UU. en la Universidad de Harvard, la Universidad de Nueva York y el Hospital Mount Sinai, de Nueva York.
Lo que buscan es determinar el papel del microbioma intestinal en la artritis temprana, la artritis reumatoide establecida, la espondilitis anquilosante y la artritis de la niñez, y cómo este tipo de enfermedad se desarrolla, evoluciona y responde a la terapia.

Más de 400.000 personas en el Reino Unido viven con el dolor de la artritis reumatoide. Debido a que actualmente no hay cura para esta condición de discapacidad, la investigación sobre su tratamiento y prevención es un elemento clave para comprenderla.
“Es un paso clave para liberar el potencial del microbioma y producir terapias para las enfermedades inflamatorias.” Dra. Fiona Powrie
La Dra. Fiona Powrie de la Universidad de Oxford, que está llevando a cabo esta investigación, dijo: “Este financiamiento permitirá a nuestro consorcio avanzar con su objetivo de cerrar la brecha entre la descripción del microbioma y función. Es un primer paso clave para liberar el potencial del microbioma y producir terapias para las enfermedades inflamatorias “.

El beneficio potencial de mejorar nuestra comprensión de la relación entre el microbioma y la artritis es enorme. Esta investigación podría conducir al desarrollo de tratamientos completamente nuevos o medicinas preventivas que podría ser tan simples como cambiar la forma de comer.

2017-03-27T22:37:21+00:00